Campaña para prevenir la adicción de alumnos a las nuevas tecnologías

escolaresymarinLa Junta anuncia la puesta en marcha de una campaña para prevenir la adicción de los alumnos a las nuevas tecnologías

“El único modo de prevenir comportamientos de riesgo es que los alumnos tengan las herramientas para un uso responsable, controlado y seguro ”

“El futuro de las nuevas tecnologías nos incluye a todos; es básico que acompañemos a las familias y a la comunidad educativa en su acercamiento a las nuevas realidades tecnológicas del alumnado”

La Fundación Mapfre distribuirá guías didácticas para profesores y familias con pautas para evitar riesgos y reducir el nivel de dependencia de los jóvenes a los móviles, las tabletas, los ordenadores y los videojuegos

Castilla-La Mancha ha sido pionera en España en la introducción del proyecto “Mochila Digital” en los centros educativos de la región

El consejero de Educación, Cultura y Deportes del Gobierno de Castilla-La Mancha, Marcial Marín, ha subrayado el compromiso de la presidenta María Dolores Cospedal con la implantación gradual de las nuevas tecnologías en el sistema educativo castellano-manchego, consciente de las posibilidades beneficiosas que éstas abren. Tal y como ha recalcado Marín, “igualmente importante es la seguridad y el uso responsable de Internet, una materia prioritaria para la administración educativa, las propias familias y los educadores”.

En estos términos se ha pronunciado el consejero en la presentación de la campaña “Controla TIC. Prevención de la adicción a las nuevas tecnologías”, promovida por la Fundación Mapfre, en colaboración con el Grupo SIENA, el Centro de Seguridad de Internet Protégele y la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, que ha tenido lugar en el CEIP Fábrica de Armas de la capital toledana.

Uso responsable, controlado y seguro de las Nuevas Tecnologías
Gracias a esta “sinergia”, un total de 100 centros y 10.000 alumnos castellano-manchegos, de entre 11 y 16 años, participarán las próximas semanas en el programa educativo “Controla TIC”, una campaña orientada a prevenir posibles conductas adictivas en Internet que está dirigida a padres, docentes y escolares, con el fin de dotarles de herramientas y recursos útiles que les permitan dar respuesta al desarrollo de posibles indicios adictivos en Internet.

“Es muy importante dominar las tecnologías para sacar el máximo rendimiento académico de nuestros alumnos y estar preparados para el futuro, pero no que las Nuevas Tecnologías dominen a los alumnos”, ha señalado Marín.

Los escolares realizarán talleres prácticos con expertos en los que se les ayuda a evaluar cuál es su situación ante las nuevas tecnologías, identificar las señales de alarma, qué hacer ante un problema o cómo resolver situaciones de conflictividad en la Red. Serán psicólogos del Centro de Seguridad en Internet “Protégeles” los encargados de impartir los talleres, realizando una serie de preguntas a los alumnos para conocer si realizan un uso de las nuevas tecnologías “responsable, controlado y seguro”. Así, les advertirán de que, cuando la utilización de Internet genera complicaciones en los estudios o en las relaciones sociales por un uso excesivo o nocivo, es muy probable que se produzca una situación de abuso.

Guía con recomendaciones para familias y profesores
La Fundación Mapfre distribuirá guías didácticas para profesores y familias, elaboradas en colaboración con el Centro de Seguridad en Internet “Protégeles” y el Grupo SIENA, en las que se establecen las pautas necesarias para tratar abusos, evitar riesgos futuros y reducir el nivel de dependencia de los jóvenes a los móviles, las tabletas, los ordenadores y los videojuegos, entre otros.

Las guías recomiendan a los profesores que estén pendientes de si sus alumnos disminuyen el rendimiento escolar, dan muestras de cansancio físico por no haber dormido lo suficiente o sufren cambios importantes en sus relaciones personales y en su comportamiento. Si se produce este tipo de situaciones, se aconseja hablar con ellos para trasmitirles su preocupación, conocer si el alumno es consciente del problema y si está dispuesto a dejarse ayudar.

Como recomendación a los padres, se propone fijar unas normas de uso concretas que estén consensuadas, como el tiempo que los menores dedican a las nuevas tecnologías, estableciendo lugares abiertos y comunes y tiempos limitados para utilizarlos.

La apuesta por las Nuevas Tecnologías es un eje estratégico en materia educativa porque “ya no se concibe la sociedad sin el uso de la tecnología, y más si cabe en los jóvenes que han nacido con ella”, ha reconocido Marín, quien ha añadido que prueba de este compromiso es la implantación pionera en las aulas castellano-manchegas del programa “Mochila Digital”. 48 centros educativos y 7.000 alumnos de Primaria y Secundaria son beneficiarios el presente curso escolar.

Próximo proyecto: “Familias en Red”
En esta misma línea está prevista también la puesta en marcha del Programa “Familias en Red”, para que familia y escuela trabajen en consonancia para favorecer el desarrollo pleno del alumnado. “El futuro de las nuevas tecnologías nos incluye a todos, por eso es básico que acompañemos a las familias y a la comunidad educativa en su acercamiento a las nuevas realidades tecnológicas”, ha señalado Marín.cnologías.