El Ayuntamiento sustituye el arbolado viario de Virgen de la Soledad

Tal y como informa la concejala Ana Manzano, “las catalpas que allí había estaban gravemente afectadas por hongos, lo que les había hecho muy vulnerables a plagas como la del pulgón y cochinilla. Esto ha hecho necesario el cambio”.

En su lugar, se ha plantado otra especie, concretamente, ciruelo rojo (prunus pisardi) completando así una actuación que dio comienzo hace ya unos años y que quedó pendiente de culminar en espera de poder salvar la plantación inicial. Los vecinos de la zona han acogido con agrado el cambio en el arbolado.

Según Ana Manzano, “iremos, poco a poco, revisando todo el arbolado viario de la ciudad, viendo su estado tanto estructural como fitosanitario,  su ubicación respecto a fachadas, farolas… En definitiva, la idea es desarrollar un Plan de Gestión serio que nos permita mantener el arbolado en buen estado, disminuir el riesgo potencial de caída tanto de árboles como de ramas, regenerar ejemplares enfermos o secos, diversificar las especies existentes en Guadalajara y también, y muy importante, dar a conocer las particularidades del árbol urbano, porque sólo a través de su entendimiento se conseguirá que todos los ciudadanos los respetemos, cuidemos y protejamos”.