El hospital estará este viernes varias horas sin agua potable

Esta normativa regula tanto la periodicidad anual como la sistemática de la hipercloración, que tendrá una duración total de nueve horas –desde las 20:00 horas del viernes a las 5:00 horas del sábado–, y consistirá en introducir una concentración de 30 ppm de cloro por litro de agua durante un periodo de dos horas, para retornar posteriormente al nivel normal de cloración y dar por finalizado el tratamiento.
Tales concentraciones suponen que el agua no es potable y puede resultar ligeramente irritativa para la piel y las mucosas, por lo que es preciso advertir a los usuarios de que no podrá ser utilizada durante ese tiempo, y será preciso extremar las precauciones para evitar cualquier accidente por un uso indebido. 
El Hospital está adoptando las medidas oportunas para que este proceso no interfiera en la actividad asistencial y en el confort de los pacientes, ante las restricciones que será necesario aplicar en el uso de agua corriente.

Para paliar posibles molestias ocasionadas por la prohibición de utilizar las redes de agua, el centro sanitario dispondrá de agua envasada, destinada a consumo e higiene personal, así como reservas para cocinas y limpieza.