El XIV Certamen Nacional de Pintura Rápida al aire libre ‘Villa de Alovera’ se celebrará el 25 de septiembre

En esta ocasión, el ya tradicional certamen de pintura se celebrará el próximo 25 de septiembre dentro del marco del fin de semana dedicado a la festividad de San Miguel Arcángel, cuyos actos festivos se traslada a este último fin de semana del mes de septiembre. Los participantes contarán con buena parte de la jornada del domingo, concretamente desde las 8,00 a las 18,00 horas, para escoger el punto del municipio que más haya recavado su atención y proceder a inmortalizarlo sobre el lienzo o una superficie de tabla. Y es que las bases del concurso establecen que el tema a representar por los artistas debe limitarse a ‘Alovera y su entorno’, puntualizando en los requisitos que se trate de un lugar identificable dentro del estilo artístico que cada pintor quiera imprimir a su obra que tendrá unas medidas de 50 por 120 centímetros.
Este IVX Certamen de Pintura Rápida al aire libre, como viene ocurriendo los últimos años, establece dos accésit distintos para los participantes de acuerdo a si concurren por la vía local o por la general. La primera contará con un único premio de 150 euros; mientras que la segunda permite optar a tres galardones de mayor cuantía distribuidos con 800 euros para el primer clasificado, 600 para el segundo, 300 en el caso del tercero. En la concesión de estas cuantías económicas este año colaboran con el Ayuntamiento de Alovera las empresas  Grupo Rayet y Seguros e Inversiones Pedro Moreno e Hijos, colaboración fundamental para sacar adelante este Certamen, ya que este año La Excma. Diputación Provincial de Guadalajara no ha convocado las subvenciones para esta actividad.

La llegada de pintores a la localidad de Alovera para participar en este Certamen Nacional de Pintura Rápida al aire libre cada año es mayor. En buena parte esta afluencia se puede deber tanto a la tradición que se mantiene en la convocatoria de este concurso como por las buenas posibilidades de mercado que encuentran los artistas en la localidad. Las obras premiadas pasan a ser propiedad de las entidades patrocinadoras, haciéndose cargo el Ayuntamiento aloverano del primer premio del accésit general, pero el resto de cuadros en muchas ocasiones son adquiridos por los vecinos de Alovera que quieren tener en sus casas una parte de la localidad o bien una representación de un lugar especial para ellos bien por tratarse de recuerdos familiares o por ser un espacio representativo del pueblo.
Bien es cierto que la organización sólo permite que se expongan en la Plaza Mayor de la localidad aquellos lienzos que cuenten con el sello y la numeración concedida en la Casa de la Cultura desde primera hora de la mañana del día del certamen. La exposición que se celebra al término del concurso es el mejor escaparate para que el jurado escoja las obras ganadoras y los vecinos puedan adquirir otros cuadros.