Guadalajara, elegida para celebrar la XXI Semana de la ONCE en Castilla-La Mancha

Talleres de Braille, un circuito de movilidad con antifaz y bastón, goalball, tecnologías accesibles y otras actividades son sólo una muestra de la actividad de la ONCE para conseguir que los 2.822 ciegos y deficientes visuales graves que viven en Castilla-La Mancha puedan sentirse como unos ciudadanos de primera.

Los actos se han iniciado hoy con la presentación oficial por parte del alcalde de la ciudad, Antonio Román, el delegado de la junta en Guadalajara, Porfirio Herrero, del presidente del Consejo Territorial de la ONCE en Castilla-La Mancha, José Martínez, y el delegado territorial, Antonio Cebollada, acompañados por otras autoridades de la ciudad y de la Organización.

A lo largo de la semana, la ONCE trata de que participen en las actividades el máximo de vecinos de Guadalajara, dado que la mayoría están preparadas para ser utilizadas de forma interactiva por gente de todas las edades. Está previsto que más de 600 niños puedan participar en las actividades lúdicas, mientras que el sábado, casi medio millar de afiliados y trabajadores de la ONCE en Castilla-La Mancha, se reunirán en la localidad para un acto institucional y festivo.

Entre las actividades previstas, destaca la posibilidad de jugar al goalball (deporte paralímpico específico para personas ciegas); conocer la historia del Braille y sus usos más cotidianos (botonaduras de ascensores; etiquetado de alimentos y medicamentos…); moverse por una calle con bastón y sentir en primera persona los problemas de bordillos, coches mal aparcados, toldos, etc…; y un montón de actividades cotidianas para las personas con discapacidad. En esta edición, como novedad, se inicia una campaña de prevención de la salud visual por la que la ONCE, con la colaboración del Colegio de Médicos de Guadalajara, revisará la vista de forma gratuita a los ciudadanos que pasen por la Plaza del Jardinillo de la capital.