Importante paso para la nueva promoción de viviendas públicas en Cabanillas del Campo

En apenas un cuarto de hora quedaba resuelto este nuevo pero importante paso, consecuencia de la decisión tomada el 30 de marzo pasado por el consejo de administración de SUVICASA para hacer esta propuesta al Pleno. Las viviendas están destinadas a compradores cuyos ingresos máximos familiares no excedan de 4,5 veces el IPREM (Índice Público de Renta de Efectos Múltiples), siendo obligatorio que se destinen a residencia habitual y permanente.
La nueva promoción se alzará sobre una parcela de casi 7.000 metros cuadrados próxima a la carretera de Marchamalo, concretamente en la calle Fausto con vuelta a las calles Halcón Maltés, Las Palabras y El Navegante. La ubicación está próxima al actual instituto y en uno de los barrios de mayor expansión a medio plazo.
El metro cuadrado útil de las viviendas sale en un precio de 1.212,80 euros y a 727,68 el de garaje y trastero.
Para entrar en el concurso basta con estar inscrito o haber solicitado la inscripción en el Registro Municipal de Demandantes de Vivienda, sin necesidad de solicitarlo expresamente. Asimismo, hay que acreditar nacionalidad española, ser ciudadano de un Estado miembro de la UE o extranjero no comunitario con permisos de residencia y trabajo vigentes. En todos los casos hay que ser mayor de edad o emancipado y acreditar necesidad de vivienda.
Los ingresos máximos de toda la unidad familiar no deberían ser impedimento en casi ningún caso, ya que para familias de uno o dos miembros el tope se ha fijado en 45.335,31 euros, pudiendo llegar en otros casos incluso a los 46.594,63 euros. Sí podría ser más complicado para algún demandante el requisito de acreditar dos años de empadronamiento ininterrumpido inmediatamente anterior a la convocatoria. Los adjudicatarios se comprometen a abonar las cantidades que se fijen como fianza o aportación inicial, así como a obtener la financiación necesaria para poder comprar la vivienda.
Aunque en la votación los tres grupos presentes en el Ayuntamiento votaron favorablemente la propuesta, tanto Jaime Celada como Mercedes Cardín expresaron alguna objeciones. Así, el portavoz del PP consideró que la fecha elegida para este proceso no era la más conveniente, puesto que coincidía con la campaña electoral. A su vez, la concejal de IU mostró su extrañeza ante la falta de un acuerdo cerrado de financiación de la promoción. Félix Blanco, en nombre del equipo de gobierno, adujo que “precisamente, se ha optado por dejar el proceso de adjudicación para después de las elecciones”, con las cuales no entendía hubiera interferencia alguna. En cuanto a la financiación, Blanco recalcó que hay negociaciones avanzadas con varias entidades interesadas “pero no podemos cerrar nada precisamente porque uno de los trámites que faltaban es el que ahora aprobamos”.

Dos despedidas y un recibimiento
Con emoción intervinieron en un turno final los concejales socialistas Luis Miguel Fuentes y María del Carmen Moreno. El primero de ellos, portavoz del Grupo Socialista y que no forma parte de la candidatura para el próximo 22 de mayo, agradeció a todos los compañeros de Corporación y a los funcionarios del Ayuntamiento su colaboración, recordando sus 16 años como concejal en Cabanillas del Campo. “Si alguna vez he podido en mis intervenciones ser agresivo sin motivo o si he herido la sensibilidad de algún concejal, pido perdón”. A su vez, Moreno, que ha cubierto dos legislaturas completas, también se despidió toda vez que su puesto en la candidatura socialista hace más que improbable su elección. En los dos ediles se da también la coincidencia de haber sido diputados provinciales.
El alcalde, Jesús Miguel Pérez, agradeció a ambos su trabajo por el pueblo, puesto que “salga quien salga elegido el día 22, todos tenemos que trabajar por el bien del pueblo, como habéis hecho vosotros”.
En esta misma sesión de Pleno se incorporaba por primera vez a la mesa presidencial Joaquín Madrid Herreruela, una vez tomada posesión hace semanas de su condición como nuevo Vicesecretario-Interventor.