La calle Castellón luce un nuevo y renovado aspecto

Estas obras complementan  las realizadas a principios del presente año en esta misma calle con el fin de arreglar las aceras y mejorar la accesibilidad de la zona mediante la construcción de una rampa.
“Se trata” -explica la edil-  “de un ejemplo más  de colaboración y coordinación entre las distintas concejalías municipales”. En este caso, la de Servicios Públicos Municipales, responsable de la  citada actuación previa que sirvió, entre otras cosas, para mejorar la accesibilidad de la vía y de la de Parques y Jardines, que es la que se ha encargado ahora de sustituir el antiguo firme del paseo central, dado  que en los días de lluvia  “se volvía absolutamente intransitable debido a los arrastres y escorrentías que se producían en este transitado camino”, comenta.
Las obras realizadas en las últimas semanas han consistido en la  sustitución del antiguo firme, compuesto por arena de miga,  por uno  de hormigón en masa, fratasado, rayado y coloreado, que evitará la aparición de cárcavas y otras anomalías, haciendo mucho más cómodo el tránsito por la zona.
Como complemento a estos trabajos se han  creado alcorques para los árboles existentes en la vía y se han cubierto de material drenante. El proyecto  ha incluido además la construcción nuevos  puntos para la  recogida de agua y sus correspondientes conexiones a la red de saneamiento general.
Esta actuación ha tenido un presupuesto de 57.820 euros, lo que sumado a los 29.014 euros que costó la reparación de las aceras y la creación de la rampa accesible en esta calle, suman un total de 86.834 euros de inversión municipal.
Desde la Concejalía de Parques, su titular Ana María Manzano, destaca el esfuerzo y el trabajo conjunto que se realiza desde el equipo de Gobierno “para que todos los barrios de la capital vean mejoradas sus infraestructuras gracias a pequeñas actuaciones como las llevadas a cabo en la calle Castellón”.