La cultura da paso a las fiestas en un intenso fin de semana en Brihuega

Los intensos actos culturales del pasado fin de semana, sirvieron de preludio al inicio de las fiestas patronales briocenses, cuyo pregón se celebró en la noche del pasado jueves y estuvo a cargo del actor Máximo Valverde, acompañado de la actriz Eva Santamaría. Tras el pasacalles con la comparsa de Cabezudos y la actuación de nuestra Banda de música, la Plaza del Coso estaba abarrotada de gentes. El colorido de las peñas fue el verdadero protagonista de este inicio de fiestas, animando en todo momento la lectura del popular pregonero, con aplausos, cantos y bailes. La evocación a nuestras tradiciones, al variado programa de fiestas, y los Vivas a nuestra Virgen de la Peña, a Brihuega y a las Peñas, centraron el pregón, para el disfrute de todos. En el balcón del ayuntamiento, acompañando al pregonero y a la alcaldesa, Adela de la Torre, estuvo la presidenta de la diputación, Ana Guarinos y la diputada del PP, Ángeles Font.
Terminado el pregón, Valverde y Santamaría se subieron a las tablas del escenario en la iglesia de San Miguel para interpretar la obra de los hermanos Álvarez Quintero, “Con ganas de reír”.

Para los próximos días están previstos los platos fuertes de las fiestas patronales. El domingo, a las seis y media de la tarde, tendrá lugar la tradicional Procesión Histórica de la Recogida de la Cera, (procesión cívico-religiosa, declarada de Interés Turístico Provincial) y que estará acompañada por la Comparsa de Gigantes y Cabezudos y  la Banda de Música Briocense.
El lunes 15, día de la fiesta mayor, la Virgen de la Peña recorrerá las calles de la localidad en una multitudinaria procesión y el martes 16, a las 18,30 horas habrá e tradicional encierro de toros por el campo, festejo declarado Fiesta de Interés Turístico Regional.

Los actos culturales
Los actos culturales, se iniciaron el viernes, 5 de agosto, en el Convento de San José, donde se inauguraron las dos exposiciones de autores briocenses y que estarán abiertas al público durante todo el mes de agosto. Una de ellas, de acuarela con temática taurina es del arquitecto José Luis Condado, ofreciendo 18 trabajos magníficamente presentados; y otra sobre fotografía antigua con personajes y gentes de Brihuega, realizada por José Miguel Barriopedro Cepero, con un total de un centenar de fotografías.

El sábado 6 de agosto se celebraron en el Salón de Actos Municipal, las XI Jornadas de estudios briocenses. En esta época veraniega, la asociación cultural Gentes de Brihuega, junto con el ayuntamiento, organizan estas jornadas en forma de conferencias, con el fin de dar a conocer nuevos datos históricos, referidos al patrimonio, medio ambiente, costumbres y fiestas briocenses.

En estas XI jornadas, gente muy relacionada y vinculada con Brihuega y su Comarca han ofrecido ponencias de carácter patrimonial centradas sobre zonas muy concretas de Brihuega, tales como el barrio de San Pedro (Amador Ayudo), la olvidada iglesia de San Juan (Esther Escudero) o el cementerio municipal (Raúl de Lucas); y en otro sentido, el toque de campanas en Brihuega (Álvaro Romera), las fiestas tradicionales reflejadas en la prensa del siglo XIX y XX (Antonio Caballero), y el posible trazado del ferrocarril que nunca se ejecutó (José Valentín Riaza), completaron el elenco de conferencias, con una gran asistencia de público.

Como novedad y atracción de estas jornadas, ha causado gran interés la temática del toque de campanas en Brihuega como lenguaje perdido, ofrecido por Álvaro Romera. Tras la correspondiente charla, se pudo escuchar en el Prado de San María de la Peña, de manos de Álvaro -subido a la torre- distintas clases de toques, que desgraciadamente por la automatización desde los años 60 ya no es posible disfrutar de forma habitual. 

En la noche del mismo sábado, 6 de agosto, el Prado de Santa María, en lo conocido como patio de armas del Castillo, se engalanó para celebrar el tradicional Festival o Concierto de música clásica de Verano. Los músicos briocenses, Velasco y Mar Sánchez Domenech, al piano; junto con Carlos Leal Cardín, al violoncello, y Antonio Iñigo  Sánchez, a la flauta, ofrecieron un intenso y variado repertorio, con obras de Albéniz, Ángel Oliver, César Frank, Bach, Liszt, y culminaron con la Sonata latino de Mike Mawer. Sin duda, una mágica noche, por el entorno del Castillo y la calidad de las interpretaciones.

El 7 de agosto, por la noche, Paula Viejo junto al Castillo, presentó el libro del briocense Luis Manuel Viejo. Se trata de su segunda novela, titulada: “La voz de Terry Kidman”. Luis nos transporta a la campiña inglesa, a la ciudad de los red-brik (Birmingham) y a la City de Londres. En la presentación Luis emocionó a los presentes con la aportación de reflexiones y la lectura de algunos poemas. A continuación el “Dúo Camera”, ofreció un extraordinario concierto de música clásica, con obras de Bach, Vicaldi, Haydn, Schumann y Gardel.