La Diputación se interesa por la situación del comercio en el medio rural

En concreto, estuvieron en el Horno y Panadería de Maranchón, que elabora los exquisitos “mostachones” y en la tienda de Corduente, donde se interesaron por los problemas del pequeño comercio en el medio rural, reconociendo la labor que desarrollan y el servicio que prestan a sus vecinos.
En Molina de Aragón, se trasladaron a la fábrica de embutidos “El Pairón”, que ocupa a seis trabajadores y produce diversos productos y platos tradicionales de la comarca derivados del cerdo, con una importante cartera de ventas en la provincia, además de una amplia gama de platos para servicio de catering.
Por último, Alberto Domínguez y Lucía Enjuto clausuraron un curso de “Informática Práctica”, que ha impartido la Diputación Provincial, en colaboración con la Consejería de Empleo y Economía de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha. Los alumnos pusieron de manifiesto las necesidades formativas de la zona, mientras que los diputados anunciaron  que está previsto incrementar la oferta de cursos en esta comarca.