La lluvia obliga a supender procesiones en la tarde del Jueves Santo

La lluvia arreció y la cofradía de la Pasión del Señor, con los pasos de  pasos de Nuestro Padre Jesús de la Pasión, Nuestra Señora de la Piedad y el Cristo de la Expiración y que tenía previsto su salida a 23 horas desde la iglesia de Santiago, se vió en la obligación de quedarse en su templo, ya que desde las 21,30 horas no paró de caer agua e incluso en algunos momentos en forma de tromba.

El consuelo queda para hoy con la procesión del Silencia y Santo Entierro, esperando las cofradías que la lluvia respete la devoción.