La presidenta de la Diputación se reunió con el alcalde de Azuqueca de Henares

Los asuntos que han protagonizado el encuentro entre Guarinos y Bellido han sido el del Consorcio de Prevención y Extinción de Incendios de la provincia de Guadalajara – de manera especial -, la deuda que el Ayuntamiento tiene con el consorcio y las posibles formas de pago de dicha deuda y de las cuotas que en el futuro se devenguen.  

La presidenta de la Diputación, que ha estado acompañada por el vicepresidente primero y diputado delegado de Economía, Juan Pablo Sánchez Sánchez-Seco, ha trasladado a Bellido la necesidad de que los ayuntamientos consorciados, y especialmente el de Azuqueca de Henares, cumplan con sus obligaciones en el Consorcio, fundamentalmente porque la mayoría de los ingresos van destinados a pagos de nóminas y, si estos no se producen en los plazos previstos, se corre el riesgo de que existan dificultades en los pagos.

Asimismo, Guarinos ha recordado al alcalde azudense que Azuqueca de Henares tiene una responsabilidad adicional en el Consorcio que viene dada por el hecho de que el municipio, al tener una población superior a 20.000 habitantes, tiene obligación por ley de prestar el servicio de extinción de incendios, servicio que al estar consorciado le resulta mucho más económico que si tuviese un parque de bomberos propio, razón por la que su responsabilidad dentro del Consorcio tiene que ser mayor que la de cualquier otro municipio de la provincia de Guadalajara.

Igualmente, la presidenta de la Diputación ha trasladado al alcalde su preocupación por el Consorcio desde el mismo momento en que tomó posesión en la Diputación el pasado 20 de julio, no sólo por las cantidades adeudadas al mismo, sino por la pasividad con la que se había venido actuando con anterioridad a dicha fecha, al no reclamarse cantidad alguna de las adeudadas, cantidades que se empiezan a exigir vía ejecutiva o fijando un calendario de pagos con el actual equipo de gobierno.

Guarinos también ha señalado que para el actual equipo en la Diputación de Guadalajara, el Consorcio está integrado por un magnífico cuerpo de profesionales cuyo trabajo debe ser reconocido por todos los ayuntamientos y, de un modo particular, por el de Azuqueca de Henares, por lo que tiene una obligación añadida de cumplir en plazo con sus obligaciones o de fijar un calendario de pagos que no ponga en peligro la estabilidad económica del Consorcio, razón por la que se ha asumido el compromiso de buscar fórmulas de colaboración y posibles alternativas y soluciones entre ambas instituciones.

Finalmente, la presidenta ha concluido recordando que, pese a que estamos en tiempos difíciles para todos,  – incluidos los ayuntamientos -, existe un orden de prioridades y también una obligación de priorizar los pagos, y en este orden se debe encontrar, sin ningún tipo de excusa, el pago de las cuotas al CEIS.