Los Ribereños piden la exención de la tasa a los propietarios de embarcaciones

Los pueblos Ribereños de Entrepeñas y Buendía se muestran críticos con la «tibieza» de la  Confederación Hidrográfica del Tajo a la hora de atender sus reivindicaciones vinculadas  tanto con la limpieza de los márgenes de los pantanos como con la necesidad de rebajar el cobro de los permisos de navegación dado que debido al lodo que hay es casi imposible transitar por los embalses.

La asociación reclama la exención de pago de la tasa a los propietarios de embarcaciones que navegan en Entrepeñas y Buendía dado que la media de llenado de los embalses «es ridícula».

«Aprueban trasvases uno tras otro sin tener en cuenta las tremendas consecuencias que esto tiene para nuestra economía y nuestro futuro», dice el presidente de los Ribereños y alcalde de Sacedón, Francisco Pérez Torrecilla.