Los usuarios del Servicio de Urgencias 1-1-2 valoran la labor que realiza con un sobresaliente

Esta es una de las principales conclusiones que arroja la Encuesta de Satisfacción realizada durante el primer semestre del presente año, entre una muestra de todas aquellas personas que utilizaron el Servicio de Atención de Urgencias (SAU) 1-1-2 solicitando ayuda para una situación de emergencia vivida por ellos u otra persona.
El resultado de esta encuesta pone de manifiesto el buen trabajo que se realiza desde este centro, dependientes de la Consejería de Presidencia y Administraciones Públicas, cuyo fin es coordinar la respuesta de los recursos ante una emergencia, trabajando de manera conjunta con los servicios sanitarios, bomberos, fuerzas de seguridad, etc.
Para el consejero de Presidencia y Administraciones Públicas, Leandro Esteban, los resultados obtenidos en la encuesta ponen de manifiesto el alto grado de preparación de los profesionales que desarrollan su labor en el Servicio de Urgencias 1-1-2 de Castilla-La Mancha, cuya labor es imprescindible para la correcta coordinación de todos los efectivos sanitarios, de seguridad y de salvamento y extinción de incendios, entre otros.
Leandro Esteban ha destacado que la eficacia que demuestra diariamente el equipo humano que trabaja en el SAU 1-1-2 incrementa notablemente la seguridad de los ciudadanos castellano-manchegos, que pueden confiar en el trabajo de estos profesionales a la hora de resolver cualquier tipo de emergencia. En este sentido, ha agradecido a todos los profesionales la gran labor que realizan a diario.
La valoración del servicio ofrecido por el SAU 1-1-2 se ha llevado a cabo mediante 8 preguntas, a través de las cuales se ha pretendido conocer la opinión de los ciudadanos sobre los distintos aspectos que entran en juego durante la recepción del aviso y la coordinación de una emergencia.
Un dato destacable del resultado de la encuesta es que ninguna de las valoraciones medias recogidas en todas las preguntas del documento baja de un 8 sobre 10.
De esta manera, la encuesta mide la satisfacción de los ciudadanos en la rapidez con la que se atendió la llamada; el trato recibido por el personal, la comprensión del mensaje; la utilidad de los consejos y recomendaciones, y la rapidez de los recursos enviados en llegar al lugar de la urgencia o la adecuación de los medios enviados, entre otros.
Así, la nota más alta recibida por el SAU 1-1-2 ha sido a la pregunta referida al trato recibido por el personal del centro, que ha obtenido un 9,5 sobre 10, una valoración que supera las expectativas que declara el propio usuario.
Por lo que respecta a la comprensión del mensaje, por parte del personal de 1-1-2, y a la rapidez en obtener y transmitir la información a los recursos de intervención, ambas cuestiones han recibido una valoración media de 8,5 puntos, lo que pone de manifiesto el gran nivel de preparación y eficiencia de los profesionales que desarrollan su labor en el SAU.
En el mismo sentido, la adecuación entre los recursos enviados al lugar (sanitarios, de salvamento, fuerzas de seguridad, etc.) y la emergencia acaecida ha obtenido un alto grado de satisfacción, por parte de los ciudadanos que han participado en la encuesta, dando a esta cuestión una nota media de 8,7.
Por el contrario, el marcador que ha obtenido una menor valoración parte de los ciudadanos ha sido el referido a la rapidez con la que los recursos llegaron al lugar de la emergencia, obteniendo esta cuestión una nota media de 8 sobre 10, aún así, un notable alto.