Más de doscientas personas compartieron la mañana de domingo en el VI Concurso de Gachas de Pinilla de Jadraque

Concursaron doce sartenes. En el paraje se dieron cita más de 200 personas. Humo, huevos fritos, panceta, chorizo… los  pinilleros compartieron el fundamento de su comida tradicional homenajeando el buen hacer de los abuelos  para quienes gachas y migas aportaban las calorías necesarias para ejercer las labores del campo. También el vino de la tierra, embotado, corrió de mano en mano y de gaznate en gaznate. De esta manera, trago va, montado viene, se hicieron las dos de la tarde,  momento en el que los cocineros debían mezclar la grasilla de los torreznos y picatostes bien fritos con la cantidad exacta de harina de almortas para darle vistosidad y gusto a las gachas.
La proporción es la clave. Y también los condimentos y el toque especial de cada uno. Al final del proceso, todas las sartenes, convenientemente convertidas en anónimas, se agruparon sobre las piedras de la Fuente a la espera del veredicto de jurado, elegido entre el público. Fueron José Manuel García, José María Moreno,  Ana María Andrés y Pepe Menéndez quienes decidieron cuáles eran las mejores. La sartén ganadora fue la que cocinaron dos María Teresas, Magro y García, madre e hija, y María Angeles Coronel. En segundo lugar quedaron las cocinadas por las hermanas Milagros y Maria de la O Bravo. Las terceras fueron las de María Soledad Bravo y Josefa Grau. 
Las celebraciones de Santa Agueda comenzaron la noche del viernes con el encendido de la iluminaria en la Plaza del Pueblo.  En las ascuas los pinilleros asaron carne y cenaron todos juntos acompañando las tajadas con patatas asadas en la lumbre. El sábado, día de la patrona local, las campanas de la hermosísima Iglesia de Pinilla tocaron a Misa de Santa Agueda. Con su sonido se mezcló también el de los dulzaineros de Sigüenza, que acompañaron la mañana. Antes de la conclusión de la ceremonia religiosa, como es costumbre, los pinilleros remataron los maneros o andas de la imagen de Santa Agueda. Después del aperitivo en el bar del pueblo en el que la primera consumición corrió a cargo del  Ayuntamiento, todo el pueblo comió junto una caldereta en el Salón multiusos del Ayuntamiento. Acompañando a los pinilleros en distintos momentos del día estuvieron la directora general de Formación de la Junta de Comunidades de CLM, Yolanda Lozano, la delegada de Educación de la Junta Reyes Estévez; la diputada regional Araceli Martínez, y el diputado provincial Angel Moreno.  Ya por la noche, el dúo siglo XXI y la música de discoteca hicieron mover el esqueleto a mayores y pequeños hasta bien entrada la madrugada.