Más de un millar de guadalajareños demandan un cambio en las políticas del Gobierno

En Guadalajara, varios miles de personas se han sumando a esta manifestación pacífica, que partía pasadas las 12.00 horas del entorno de la Plaza del Infantado y concluía ante las puertas de la Subdelegación, donde un profesional del mundo de la docencia, Francisco Catalán, hacía lectura del manifiesto conjunto de la Cumbre Social, que agrupa 150 organización de distintos ámbitos de la sociedad civil.

A través de este manifiesto, la Cumbre Social ha mostrado su repulsa ante los hechos acaecidos en las manifestaciones celebradas los pasados 25, 26 y 29 en Madrid, en las que se registraron cargas policiales “de extrema dureza y un importante número de detenciones y heridos”.

“Hoy tenemos que volver a hacer eco del que fue el grito más unánimemente coreado el pasado 15S: ¡REFERENDUM YA ¡”, decía el manifiesto.

“Más crisis, más desempleo, menos protección social y menos servicios públicos es una ecuación funesta para la mayoría de las personas de este país de las que solo se salvan las élites económico-financieras, que se cobijan al resguardo de la acción del Gobierno”, añadía.

Por ello, con esta manifestación, los integrantes de esta Cumbre Social han querido denunciar la política “antieconómica y antisocial que está llevando a cabo el Gobierno, y que está recogida en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para el próximo año. Han denunciado también las formas “autoritarias y antidemocráticas” del Ejecutivo, y han reivindicado otra política frente a la crisis.

Por último, estas organizaciones han anunciado que “estamos debatiendo la posibilidad de una Huelga General si el Gobierno no cambia significativamente de políticas y de actitud”.