Morillejo se prepara para vivir intensamente sus fiestas patronales

morillejo120814Como cada mes de agosto, Morillejo volverá a vestir sus mejores galas para festejar la onomástica de su patrón, San Roque, el próximo día 16. La comisión de festejos ha preparado las fiestas durante todo el año con gran dedicación con el fin de llenar el programa de actividades que sirvan al mismo tiempo para mantener las tradiciones y para el solaz de los morillejanos.

Más de 50 propuestas van a llenar las calles de Morillejo de ilusión y alegría durante cinco días. Muchas están dedicadas al público infantil, “ellos son el futuro y sus padres disfrutan incluso más que ellos viendo cómo se divierten”, dice Teodoro Benito, alcalde pedáneo de Morillejo. Las actividades infantiles llegarán de nuevo de la mano del Miniclub Rondajín. Este año los talleres que se llevarán a cabo estarán orientados al medio ambiente, parques acuáticos, circuito de energías renovables y a la posterior ejecución del pasacalles.

En el capítulo musical, Morillejo acogerá las noches del jueves 14 y del viernes 15 las actuaciones de La Hungara y Fondo Flamenco. Además, los morillejanos podrán disfrutar de orquestas, música rock, festival flamenco, festival de folklore, festival infantil, disco móvil y  charangas. “Como se suele decir, de todo y para todos”, añade Benito.

El apartado taurino cuenta con el II Concurso Nacional de Recortes de Morillejo y, por primera vez, con un encierro por las calles de novillos. Los actos religiosos también incorporan novedades, a la acostumbrada Misa Rociera del 15 de agosto, y las procesiones de ambos días, se une una Misa Canaria el día 16 de agosto, una ofrenda floral, también el día 16, y el descubrimiento, por parte de las peñas, del Cuadro de San Roque, que va a quedar expuesto en la Iglesia Parroquial.

Como ocurriera el año pasado, la mayor parte de los actos se van a celebrar en un recinto ferial acotado para ello, que será adornado para la ocasión con arcos de luces, contará con casetas de peñas, atracciones infantiles y un segundo escenario para las actuaciones más tradicionales. “Serán cinco días donde no faltara ni un minuto de diversión, cultura, tradición, fervor, música, ambiente y mucha fiesta”, termina Teodoro.