Mucho público, buena temperatura y mejor ambiente en las fiestas taurinas de Marchamalo

marchamalo260814Buen tiempo, cuatro intensos días de actividades y muchas ganas de fiesta. Todo lo necesario para que la Feria Taurina de este año concluyera en Marchamalo con un magnífico resultado de participación en todas las actividades así como en el elevado número de visitantes, mayor incluso que el año pasado, especialmente en lo que a festejos taurinos populares y actuaciones musicales se refiere. Y como guinda al pastel, la gran colaboración ofrecida por las peñas y colectivos del municipio con un presupuesto que continúa tremendamente ajustado, pero no en la ilusión que despierta.
Desde el mismo miércoles por la tarde arrancó la actividad festiva, gracias las actividades que fueron novedad el pasado año y que en este se han consolidado con más y mejor respuesta por parte del público. La primera fue el Pregón Infantil, el encierro de carretones, y una actuación espléndida ofrecida por la el grupo de pop-rock local Crushed, con la colaboración del rapero Diego Mateo y otros vocalistas marchamaleros. Después continuó la prefiesta con Ibiza Sound.
El jueves, día en que se dio inicio de forma oficial a los festejos, continuó de nuevo con la plena implicación de las peñas, que llevaron a cabo su II Ruta de Bares, con charanga, pasacalles y un cañón de espuma para los niños en la Plaza Mayor, en una iniciativa de éxito que animó las horas previas al Pregón y Chupinazo ofrecido por la Peña ‘La Estocada’, colectivo que celebró el años pasado su décimo aniversario. Cientos de marchamaleros les acompañaron en la puesta de largo de las fiestas marchamaleras iniciadas por el Alcalde, Rafael Esteban, trasmitiendo a sus convecinos los mejores deseos de confraternización y acogimiento para los visitantes, haciendo un llamamiento a la defensa de lo propio entre los marchamaleros, y sobre todo, invitando a la máxima precaución a los participantes en los diversos eventos taurinos.
Los grandes eventos de la semana fueron, sin lugar a dudas, los festejos populares ofrecidos por el consistorio, en especial los encierros celebrados en el recorrido de casi un kilómetro con el que cuenta Marchamalo en su Parque de Ferias, y el encierro campero, celebrado durante la tarde del pasado viernes con una presencia apabullante de aficionados y decenas de jinetes a caballo que acudieron en masa hasta el paraje de la Media Luna.
Los aficionados taurinos también acudieron en gran número a la Plaza de Toros para presenciar los dos espectáculos nocturnos programados, por primera vez con suelta de novillos, y los dos principales espectáculos taurinos de la Feria, registrando en torno a la media entrada, con una Novillada Picada en la que los tres diestros, César Valencia, Filiberto y Miguel Ángel León, los cuales dejaron un gran buen sabor de boca entre el público. El último de ellos fue el triunfador de la Feria Taurina gallarda, cortando dos orejas, una a cada uno de los astados que lidió la tarde del sábado, mientras que Filiberto se llevó una. El segundo festejo fue una Novillada de Rejones con los jinetes Iván Magro y David Gomes, con actuaciones desiguales en sus dos astados, pero con una elegante actuación en en líneas generales que valió una oreja para cada uno.
NOCHES LARGAS CON BUENA TEMPERATURA
Las buenas temperaturas registrada durante las fiestas animaron especialmente a los visitantes durante la noche del sábado, lo que ayudó a que el Parque de Ferias marchamalero ofreciera un aspecto realmente festivo durante las cinco noches en las que albergó la actividad propia de estos días. Más aún, Marchamalo acogió miles de visitantes durante el fin de semana, que se dejaron notar su presencia tanto en la zona de los bares y tómbolas como en las atracciones y las peñas, con un ambiente especialmente multitudinario durante las actuaciones musicales nocturas, en las que las orquestas La Jungla, Athenas y Séptima Avenida animaron una zona de conciertos casi siempre repleta. La actuación final durante el fin de semana de la disco-móvil Euforia, que mantuvo la diversión entre centenares de jóvenes hasta entrada la madrugada, culminando la Feria con una tranquila jornada de domingo en la que el Parque de Ferias volvió a lucir una fantástica actividad.
Lo mejor de la Feria Taurina fue la práctica ausencia de incidentes, sin cogidas reseñables más allá de algún herido leve en los encierros de los primeros días, y ello a pesar de la elevada asistencia de público durante todo el ciclo de la Feria Taurina marchamalera.