Nacen los primeros ejemplares de razas de ovino y caprino autóctonas en peligro de extinción

En el Zoo de Guadalajara ha tenido lugar el nacimiento de los primeros ejemplares de las Razas de Ovino/Caprino Autóctonas en Peligro de Extinción. Se trata de dos machos (Oveja Ojalada y Cabra Negra Serrana) y dos hembras (Oveja Roya Bilbilitana y Cabra Blanca Celtibérica).

Los reproductores (un macho y una hembra) de las tres razas de Ovino (Ojalada, Roya Bilbilitana y Alcarreña ) y de Caprino ( Negra Serrana, Blanca Celtibérica y del Guadarrama) fueron donados al zoo de Guadalajara por ganaderos de la provincia y también con la colaboración del Colegio de Veterinarios, en la primavera de 2012, dentro del programa de Conservación de estas Razas Autóctonas en Peligro de Extinción que están llevando a cabo el Servicio Periférico de la Consejería de Agricultura de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, en Guadalajara, y el Ayuntamiento de la capital.   Las razas autóctonas en peligro de extinción son aquéllas incluidas en el Catálogo Oficial de Razas de Ganado de España por existir menos de 10.000 ejemplares. En la provincia de Guadalajara hay tres de ovino (Alcarreña, Roya Bilbilitana y Ojalada) y tres de caprino (Cabra del Guadarrama, Blanca Cetibérica y Negra Serrana) que se encuentran en esta situación.

Los servicios periféricos de la delegación de Agricultura de la Junta de Comunidades de C-LM y el Centro Agrario se propusieron dar a conocer este hecho con el fin de frenar la extinción. El Ayuntamiento de Guadalajara, a través del Zoo municipal, se sumó a esta causa y está trabajando en la reproducción de ejemplares de estas razas desde hace meses. Ese trabajo ya comienza a dar resultados, como el nacimiento de estos cuatro ejemplares.

La concejala delegada del Zoo, Ana Manzano, ha expresado su satisfacción por estos nacimientos y ha reconocido la importante labor desempeñada por los magníficos profesionales que trabajan en estas instalaciones. “Afortunadamente, los zoológicos han perdido valor como centros de exhibición de animales convirtiéndose, como es el caso del de Guadalajara, en centros de protección, conservación y reproducción de especies desfavorecidas”, ha señalado.