Según los socialistas, Román mantuvo contratos con López Armada

En esa fecha, “el empresario se largó y dejó abandonada la finca sin que Román hubiera resuelto el contrato, pese a las múltiples irregularidades que conocía el alcalde y que ha tratado de negar u ocultar”, según la portavoz socialista Magdalena Valerio.

Valerio ha puesto sobre la mesa varios datos que demuestran las mentiras de Román sobre los contratos municipales de López Armada. Por una parte, el Ayuntamiento de Guadalajara tenía notificación de embargos de la Seguridad Social a diversas empresas de López Armada que han prestado servicios municipales por valor de 1,7 millones de euros. En el caso concreto de la empresa que gestionaba la finca de Castillejos (Breogán Medio Ambiente), Román lleva desde junio de 2011 pagando directamente a la Tesorería General de la Seguridad Social los 7.856 euros mensuales del contrato con López Armada, en virtud del embargo provocado por los impagos de la empresa a este organismo público, con una deuda acumulada de más de 60.000 euros.

Por tanto, “Román conocía estas irregularidades y ha mentido dos veces en los últimos 30 días”, ha afirmado Magdalena Valerio, en referencia al encuentro digital que el alcalde mantuvo el pasado 12 de marzo y en el que, cuestionado por un internauta sobre los contratos municipales de López Armada a quien se acusaba de defraudar al Estado, escribió textualmente “en cuanto a las prácticas ilegales que denuncias en la pregunta deberías denunciarlo ante la justicia si tienes pruebas para ello. Yo no las tengo”.

Se da la circunstancia de que en esa fecha, 12 de marzo, el alcalde ya había recibido una carta del empresario en la que manifestaba su intención de abandonar sus obligaciones contractuales en la finca de Castillejos, porque llevaba desde el mes de junio sin recibir ningún pago como consecuencia de los embargos tanto de la Tesorería General de la Seguridad Social, como de diferentes juzgados y de la Hacienda Pública, que anteriormente habían sido notificados al Ayuntamiento.

La segunda mentira de Román sobre este asunto tuvo lugar el pasado 13 de abril, cuando a preguntas de los medios de comunicación “el alcalde aseguró que López Armada estaba incumpliendo el contrato municipal desde hacía un par de semanas y ocultó que esto estaba ocurriendo desde junio de 2011”, ha señalado la portavoz socialista.

Valerio se ha preguntado “por qué desde junio de 2011, cuando el Ayuntamiento empezó a pagar los embargos de la Seguridad Social a López Armada, no se ha programado ni una sola visita a la finca municipal de Castillejos”. También ha recordado que “Román lleva adjudicando contratos municipales a empresas de López Armada desde el año 2007, unas veces a dedo por el procedimiento negociado sin publicidad, y otras mediante concurso en el que se valoraban los servicios prestados previamente al Ayuntamiento por esos mismos contratos a dedo, y en todo este tiempo el empresario ha convertido en práctica habitual los impagos a los trabajadores y a la Administración, disolviendo empresas deudoras para crear otras y seguir obteniendo contratos del Ayuntamiento de Guadalajara”.

La portavoz municipal del PSOE ha lamentado que “Román haya seguido dando contratos y manteniendo el de la finca de Castillejos a López Armada, pese a conocer todas estas irregularidades” y que “finalmente haya sido López Armada el que se ha largado”.

Por eso, se ha mostrado escéptica sobre el anuncio de Román de ser contundente respecto al incumplimiento de contrato por parte de López Armada. “A buenas horas, mangas verdes, tenía que haber sido contundente y resolver el contrato hace 10 meses”, ha dicho Valerio, preguntando a su vez “¿por qué Román ha tolerado mantener un contrato de cerca de 8.000 euros al mes a un empresario que no está pagando a sus trabajadores, que no paga a la Seguridad Social y que no paga a Hacienda cuando todo esto era conocido de sobra por el alcalde?”