Según Tierraseca, 3.700 personas dependientes han fallecido en Castilla-La Mancha esperando a recibir la prestación que tenían reconocida

tierraseca270212Según los datos oficiales del Ministerio de Sanidad, del IMSERSO y del Observatorio de la Ley de Dependencia, este sistema de protección a personas vulnerables retrocedió en septiembre de 2014 a datos de 2010, con 35.484 beneficiarios atendidos cuando la cifra de personas con derecho reconocido a prestación se eleva a 44.169. Es decir, en la región hay 8.685 personas con derecho reconocido a prestación que no la están recibiendo, de las que unas 335 son de la provincia de Guadalajara.

El dato ha sido denunciado por el diputado regional del PSOE por Guadalajara, Luis Santiago Tierraseca, quien ha destacado que “dentro del abandono al que Cospedal tiene sometidas a esas 8.685 personas dependientes de la región, ya son 3.700 los dependientes de Castilla-La Mancha que han fallecido esperando a recibir la prestación o servicio que tenían reconocido como derecho”.

Solo en el mes de septiembre, el número de beneficiarios del sistema de Dependencia se redujo en la región en 357, lo que significa que “Cospedal con sus recortes expulsa del sistema a 12 personas al día, una cada dos horas”, ha indicado Tierraseca. En la provincia de Guadalajara han sido cerca de 550 personas las que han perdido el derecho a ser atendidos desde que Cospedal gobierna en Castilla-La Mancha.

Con estos datos, Castilla-La Mancha se sitúa como una de las comunidades autónomas en la que más se ha recortado la aplicación de la Ley de Dependencia con las políticas del PP: a una de cada tres familias de la región y de Guadalajara se les ha quitado la prestación económica para atender a familiares grandes dependientes y 20.000 profesionales del sector se han ido al paro en el conjunto de Castilla-La Mancha.

Sin presupuesto para atender a los 25.000 dependientes moderados que deben incorporarse al sistema en 2015.
Luis Santiago Tierraseca ha advertido que “después de los 39 meses que Cospedal lleva atacando inmisericordemente a las personas dependientes con sus recortes”, en 2015 se añadirán nuevos incumplimientos de la Ley de Dependencia por parte del Gobierno regional.

El motivo es que en 2015, por Ley, se deben incorporar al sistema los dependientes moderados, unos 25.000 en Castilla-La Mancha, pero “Cospedal no ha incrementado absolutamente nada la partida presupuestaria de Dependencia para atender esta obligación legal”, ha avisado, preguntando a continuación: “¿qué tiene que hacer un dependiente moderado de Castilla-La Mancha para ser atendido, esperar a que fallezca un gran dependiente para que le den a él su prestación?”.

Tierraseca ha concluido asegurando que “las políticas de Cospedal llevan inevitablemente al colapso del sistema de protección a la Dependencia en Castilla-La Mancha, una región que mientras estuvo gobernada por el PSOE fue la comunidad autónoma de referencia en la protección a las personas más vulnerables”.