Yolanda Lozano: “Cospedal despide a cerca de 150 trabajadores interinos en agosto”

“Algunos servicios se han quedado prácticamente desmantelados”, ha afirmado Lozano. De hecho, solo en Sanidad y Bienestar Social han sido despedidos de un solo golpe cerca de 50 trabajadores, la mayoría de centros de atención a discapacitados, profesionales de salud pública y personal encargado de gestionar la ley de Dependencia. En Agricultura se han producido 25 despidos, entre ellos tres investigadores del Centro Regional Apícola –un referente científico nacional e internacional que verá así seriamente mermada su capacidad–, y el 40% de la plantilla total que prestaba servicio en la comarca de Molina de Aragón.

Según ha denunciado la diputada socialista, el medio rural va a sufrir la pérdida de servicios esenciales. A modo de ejemplo, ha indicado que la Delegación de la Junta de Comunidades en Molina de Aragón se encuentra cerrada estos días porque tan solo ha quedado una trabajadora, que se encuentra de vacaciones.  En Trabajo y Empleo también ha habido 25 despidos –11 esta misma semana y el resto a primeros de mes–, 11 en Hacienda, nueve en Fomento y siete en archivos.

“El Gobierno de Cospedal es una máquina de triturar empleo público para vender los despojos al sector privado. Primero degradan los servicios para privatizarlos después”, ha indicado Lozano. De hecho, ha avanzado que en las próximas semanas se perderán nuevos empleos en la empresa GEACAM, y también en los sectores de educación y sanidad.

La diputada socialista ha criticado la falta de diálogo a la hora de tomar estas decisiones, “que suponen un desprecio a los trabajadores y un ejercicio de prepotencia y soberbia”, y ha anunciado que el Grupo Socialista presentará iniciativas en las Cortes regionales para que el Gobierno de Castilla-La Mancha explique los criterios de supresión de estos puestos de trabajo.

Por último, Lozano ha señalado que Cospedal “está engañando a los trabajadores y también a los ciudadanos, porque prometió crear empleo antes de las elecciones y, sin embargo, desde que gobierna en Castilla-La Mancha el número de parados ha crecido en más de 60.000, hasta llegar a casi 290.000, de ellos más de 30.000 en Guadalajara”, según la última Encuesta de Población Activa (EPA).